Se produjo un error en este gadget.

sábado, junio 25, 2016

Alfredo Rubalcaba sigue en la brecha.

                               Ha calado a Pablo Iglesias.

  El presidente por la formación Podemos estará contento con el exsecretario del PSOE, señor Rubacaba. Ha dejado la política y no ha pasado por ninguna puerta giratoria. Se ha vuelto a su trabajo de catedrático en la Universidad Complutense.

  Y allí le encontró, corrigiendo exámenes en su despacho y escuchando música de fondo: la ópera 'Una cosa rara'  de Vicente Martín i Soler, el periodista Manuel Jabois.

  Estos días el socialista Rubalcaba ha compaginado sus clases con sus mítines, echándole una mano a Pedro Sánchez y eso que había dejado dicho que lo dejaran tranquilo con sus clases.

  La formación Podemos nos trae un poco locos a todos.
  A mi Pablo me cae bien. Lo que pasa es que me marea porque no sé exactamente qué quiere.
  Cuando quiso vender la piel del oso antes de cazarlo y ya le pedía a Pedro Sánchez, antes de salir de la audiencia con el Rey, que él quería una vicepresidencia y no sé cuantas cosas más cuando yo lo que pensaba es que lo que realmente deseaba era luchar desde abajo por el bien de los más desfavorecidos.

  Permitidme que copie un párrafo de la entrevista que le hacen a Rubalcaba en El País:
  "¿Quién es Pablo Iglesias? ¿El profesor de Ciencia Política o elde Arte Dramático? ¿El de la cal viva o el que 48 horas después quería el pacto del beso, que menuda cursilada?
  "Hoy", continúa, el político socialista, se sabe mejor quién es Iglesias. El que entre Sanidad y Defensa, eligió Defensa. Entre Educación y Exteriores, eligió Exteriores. Entre el INEM y el CNI, el CNI.
  Hoy sabemos que prefiere a los espías, los diplomáticos y los militares antes que a los ciudadanos  enfermos, los maestros y los parados".

  Yo ya dejé expresada mi opinión en otro post.
  Quiero que gobierne el señor Sánchez como presidente porque le considero una figura centrada y de consenso.
  Ayudado del señor Iglesias, como vicepresidente, incluso aunque no se diera el sorpasso, porque representa a una gran masa de españoles desilusionados con las políticas de los dos partidos grandes tradicionales.
  Y con la colaboración del señor Rivera con alguna cartera ministerial, como representante de esa derecha española desilusionada, que no votará al señor Rajoy.

  Y os dejo reflexionar. Suerte con la elección mañana 26J.

  
  
Publicar un comentario